Aparato electrónico

Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos (RAEE)

Se consideran aparatos eléctricos y electrónicos (AEE) aquellos que para funcionar debidamente necesitan corriente eléctrica o campos electromagnéticos, así como los aparatos necesarios para generar, transmitir y medir tales corrientes y campos, que están destinados a utilizarse con una tensión nominal no superior a 1.000 voltios en corriente alterna y 1.500 voltios en corriente continua. 

El marco jurídico está regulado en el Real Decreto 110/2015, de 20 de febrero, sobre residuos de aparatos eléctricos y electrónicos, que modifica el modelo de gestión de este tipo de residuos existente hasta la fecha.

Esta norma tiene por objeto:

  • Regular la prevención y reducción de los impactos adversos causados por la generación y gestión de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos (RAEE) sobre la salud humana y el medio ambiente.
  • Determinar los objetivos de recogida y tratamiento de estos residuos y los procedimientos para su correcta gestión, trazabilidad y contabilización.
  • Mejorar la eficiencia en el uso de los recursos y reducir los impactos derivados de dicho uso, dando prioridad a la prevención en la generación de RAEE y a la preparación para la reutilización de los mismos, contribuyendo al desarrollo sostenible y al estímulo del empleo verde.

Categorías de aparatos eléctricos y electrónicos (AEE)

Si bien desde la entrada en vigor del Real Decreto (22 de febrero de 2015) y hasta el 14 de agosto de 2018, los AEE se clasificaban en diez categorías, a partir de esa fecha se clasifican en siete:

Categorías de AEE hasta el 14 de agosto de 2018

a) Desde la entrada en vigor del Real Decreto (22 de febrero de 2015) y hasta el 14 de agosto de 2018 (Anexos I y II):

  • Grandes electrodomésticos.
  • Pequeños electrodomésticos.
  • Equipos de informática y telecomunicaciones.
  • Aparatos electrónicos de consumo y paneles fotovoltaicos.
  • Aparatos de alumbrado (con excepción de las luminarias domésticas).
  • Herramientas eléctricas o electrónicas.
  • Juguetes o equipos deportivos o de ocio.
  • Productos sanitarios (con excepción de todos los productos implantados e infectados).
  • Instrumentos de vigilancia o control.
  • Máquinas expendedoras.

Categorías de AEE desde el 15 de agosto de 2018

b) A partir del 15 de agosto de 2018 (Anexos III y IV):

  • Aparatos de intercambio de temperatura con excepción de:

    • Aparato eléctrico de intercambio de temperatura clorofluorocarburos (CFC), hidroclorofluorocarburos (HCFC), hidrofluorocarburos (HFC), hidrocarburos (HC) o amoníaco (NH3).
    • Aparato eléctrico de aire acondicionado.
    • Aparato eléctrico con aceite en circuitos o condensadores.
  • Monitores, pantallas, y aparatos con pantallas de superficie superior a los 100 cm2.
  • Lámparas.
  • Grandes aparatos (con una dimensión exterior superior a 50 cm).
  • Pequeños aparatos (sin ninguna dimensión exterior superior a 50 cm).
  • Equipos de informática y telecomunicaciones pequeños (sin ninguna dimensión exterior superior a los 50 cm).
  • Paneles fotovoltaicos grandes (con una dimensión exterior superior a 50 cm).