Cirujanos del Clínico extirpan parte del páncreas a una recién nacida con mínimas incisiones

PRODUCÍA UN EXCESO DE INSULINA CON RIESGO PARA SU DESARROLLO CEREBRAL

Un equipo multidisciplinar de cirujanos pediátricos, pediatras endocrinólogos, neonatólogos, médicos especialistas en Medicina Nuclear, Anatomía Patológica y profesionales de enfermería del Hospital Clínico San Carlos han realizado la primera pancratectomía subtotal sólo por vía laparoscópica en España a una recién nacida de seis semanas de vida, a quien extirparon parte del páncreas con mínimas incisiones, y que a los ocho meses de evolución se encuentra en perfecto estado. Una de las funciones principales del páncreas es producir y secretar insulina. En este caso, “el páncreas producía un exceso de insulina por lo que el nivel de azúcar de la recién nacida era muy bajo, lo que suponía un gran riesgo para su desarrollo cerebral, pues de no haberse llevado a cabo la intervención hubiera estado expuesta a hipoglucemias severas con muchas posibilidades de secuelas neurológicas, estructurales y anatómicas con menor desarrollo del cerebro”, explica la jefa del Servicio de Cirugía Pediátrica del Hospital Clínico San Carlos, Carmen Soto Beauregard.

Equipo quirúrgico del Hospital Clínico San Carlos
13 octubre 2020

A pesar del tratamiento habitual “con aportes elevados de glucosa, diazóxido y octreótido continuaba con hipoglucemia refractaria y necesitaba además soporte nutricional con técnicas invasivas para su alimentación por lo que la intervención quirúrgica se presentaba como la única alternativa posible para contrarrestar el hiperinsulinismo, ya que el tratamiento farmacológico no resultaba eficaz”, detalla  la endocrinóloga pediátrica del Hospital Clínico, Olga Pérez Rodríguez.

Pancratectomía subtotal con cirugía mínimamente invasiva

Poco antes de la primera declaración del estado de alarma por la crisis ocasionada por el covid-19, los cirujanos pediátricos del Hospital Clínico San Carlos le extirparon parte del páncreas en aproximadamente 90 minutos mediante abordaje mínimamente invasivo a través de pequeñas incisiones.

Empleando trócares de tres y cinco milímetros se pudo llevar a cabo la intervención con éxito, “normalizándose los niveles de glucosa a las 96 horas y solucionando el problema ya que la porción del páncreas que se ha preservado a la paciente resulta suficiente para segregar insulina”, afirma el cirujano pediátrico del Hospital Clínico San Carlos, Luis Felipe Ávila Ramírez, quien añade que “la paciente no precisa ningún tipo de fármaco ni de alimentación especial y no se aprecian signos clínicos de mal pronóstico neurológico”. Tras más de ocho meses de evolución, el funcionamiento del páncreas de la paciente es completamente normal.

El Servicio de Cirugía Pediátrica apuesta por la cirugía mínimamente invasiva como abordaje preferente, bien mediante laparoscopia convencional o con el sistema robótico Da Vinci Xi desde el año 2019 en que dio comienzo el programa de Cirugía Robótica Pediátrica del Hospital Clínico San Carlos.

Los procedimientos quirúrgicos llevados a cabo mediante técnicas de mínima invasión son seguros y eficaces también en neonatos, permitiendo realizar procedimientos complejos; y conllevan menos dolor para los pacientes, una menor tasa de complicaciones, menor pérdida hemática, mejor preservación de la función pulmonar postoperatoria y una estancia hospitalaria más corta.