Apostamos por impulsar y retener el talento de los doctorados industriales

https://www.comunidad.madrid/sites/all/themes/drpl/logo.pngComunidad de Madrid
RPP51

La Comunidad de Madrid está decidida a impulsar, atraer y mantener el talento de los doctorados industriales, y por ello ha vuelto a convocar un nuevo paquete de ayudas destinadas a este colectivo por un importe de 7,5 millones de euros. Así lo ha asegurado el consejero de Ciencia, Universidades e Innovación, Eduardo Sicilia, durante la reunión que ha mantenido esta mañana con Beatriz Oraá y Carlos González, dos de los beneficiarios de estas ayudas.

https://www.comunidad.madrid/sites/default/files/img/personalidades/eduardo_sicilia_se_reune_con_doctorados_industriales.jpeg58423596 Eduardo Sicilia durante la reunión con doctorados industriales
12 junio 2020

Los proyectos de doctorado industrial son todos aquellos relacionados con la investigación planificada o estudios encaminados a adquirir nuevos conocimientos y aptitudes, que puedan ser útiles para desarrollar productos, procesos o servicios (nuevos o que mejoren los existentes) y suponen la colaboración efectiva entre una empresa y un organismo de investigación.

La convocatoria de ayudas tiene como finalidad, por una parte, atraer y retener talento investigador en la Comunidad de Madrid y, por otra, mejorar la interacción entre el ámbito empresarial y el académico, facilitando la transferencia de resultados y la puesta en marcha de proyectos de colaboración mutua.

Eduardo Sicilia ha subrayado que este tipo de iniciativas muestran el compromiso del Gobierno regional para reactivar la Comunidad de Madrid mediante la Ciencia y la Investigación. Con la convocatoria 2020 se pretende apoyar en torno a 60 proyectos que se realizan, simultáneamente, en una empresa y en un grupo de investigación de una universidad, organismo público de investigación, hospital o fundación hospitalaria donde el doctorado lleva a cabo su formación, que debe concluir con una tesis doctoral.

La doctoranda Beatriz Oraá está investigando una serie de microbaterías que permitan una mayor eficiencia en el almacenamiento de la energía de origen solar fotovoltaico. El objetivo final que persigue es que esas baterías ayuden a suministrar energía de origen renovable, 24 horas al día durante 20 años. El proyecto, que se desarrolla en el Instituto Madrileño de Estudios Avanzados en Energía y en la empresa Micro Electrochemical Technologies, tendría diversas aplicaciones para el sector de las telecomunicaciones, Internet de las cosas, sensorización y residencial. 

Por su parte, Carlos González está estudiando técnicas químicas y biológicas para el tratamiento de las aguas residuales que se generan durante el proceso de transformación del crudo en combustibles y lubricantes. Este doctorando realiza su proyecto en Repsol y en la Universidad Rey Juan Carlos y pretende solventar una problemática medioambiental que se da en las refinerías. Su objetivo final es poder depurar las corrientes de aguas problemáticas para facilitar el tratamiento que se realiza antes de la llegada a los ríos.  

Estos dos ejemplos ilustran bien la apuesta de la Comunidad de Madrid por la investigación y por las oportunidades de desarrollo profesional en el entorno de la I+D+i.

El programa cubre, entre otros gastos, el coste de matrícula, la adquisición de equipamiento y material, además de algunos costes relacionados con las actividades de difusión, la protección de derechos de propiedad intelectual o la solicitud de patentes. La nueva convocatoria es idéntica a la del año 2019 en cuanto a sus requisitos, procedimiento y presupuesto. En la anterior, se presentaron 95 solicitudes y se concedieron 55 ayudas.