Aparición de un insecto dentro del pan

El consumidor: 
Acude a un restaurante y observa un bicho negro en el pan que contenía la ensalada. Solicita la reparación del daño, que cifra en 30 euros.
La empresa: 
Alega que pidieron disculpas y lo comunicaron al proveedor, y que ofrecen una consumición gratuita por un importe equivalente.
El colegio arbitral: 
Estima parcialmente la reclamación del consumidor, ya que le da la razón en la controversia, pero subraya que carece de competencias para fijar daños por indemnización, por lo que obliga a la empresa a devolver el importe de la consumición.