Recomendamos prudencia a los conductores en la Operación salida de agosto

https://www.comunidad.madrid/sites/all/themes/drpl/logo.pngComunidad de Madrid
ccb26

La consejera en funciones de Transportes, Vivienda e Infraestructuras, Rosalía Gonzalo, ha visitado el Centro de Coordinación e Información de Carreteras de la Comunidad de Madrid (CECOIN), que se encarga de vigilar, coordinar y gestionar las actuaciones necesarias para mantener despejados y abiertos a la circulación los 2.573 kilómetros de carreteras de la red de vías de competencia autonómica.

https://www.comunidad.madrid/sites/default/files/img/personalidades/9ab32116-c153-4651-93a3-4e084c50ec98.jpg1024768Imagen Rosalía Gonzalo en el Centro de Coordinación e Información de Carreteras de la Comunidad de Madrid
31 julio 2019

Gonzalo ha querido comprobar de primera mano el estado de las carreteras de la región ante el comienzo de la Operación especial de tráfico del 1º de agosto. Un dispositivo que se ha puesto hoy en marcha y para el que ha aconsejado a los conductores “extremar la prudencia, tanto en los trayectos largos como en los desplazamientos cortos que se producen en vacaciones”.

Ante el incremento del tráfico de las próximas jornadas, en las que coinciden la salida de muchos madrileños hacia sus lugares de descanso con el regreso de aquellas personas que terminan su periodo vacacional, la Comunidad de Madrid recuerda la importancia de planificar adecuadamente el viaje, intentando evitar las horas de mayor circulación.

También es muy importante informarse del estado de las carreteras, adecuar la velocidad a las circunstancias y respetar los límites, no consumir bebidas alcohólicas o cualquier otra droga si se va a conducir, hacer uso del cinturón de seguridad en todos los asientos, usar sillas homologadas para los más pequeños y descansar cada dos horas de viaje.

En caso de accidente, hay que señalizar el incidente, desconectar el motor del vehículo accidentado e inmovilizarlo y, en caso de que se registren heridos, no moverlos salvo que exista riesgo, mientras se esperar la llegada de los servicios de emergencia. Es aconsejable, también, llevar un botiquín de primeros auxilios.