Presentamos una app que alerta si un paciente con psicosis busca ideas delirantes o suicidas

La Comunidad de Madrid, a través del Grupo de Cognición y Psicosis del Instituto de Investigación del Hospital 12 de Octubre y en colaboración con la empresa Yslandia, ha desarrollado una innovadora herramienta informática, apta para ordenadores y móviles, capaz de detectar las búsquedas que realizan pacientes con trastornos de psicosis en Internet y redes sociales sobre ideas delirantes y suicidio. En el caso de darse este rastreo, la aplicación avisa al médico -por correo electrónico y por WhatsApp- y este pone en marcha un plan de atención precoz ante la posibilidad de una recaída o desenlace no deseado.

Enrique Ruíz Escudero durante la presentación
25 septiembre 2019

El objetivo de esta iniciativa, a cuya presentación ha asistido hoy el consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, es estudiar la conexión entre variaciones en el uso de Internet y cambios clínicos en el paciente, de tal forma que cuando se produzcan las primeras la aplicación pueda alertar de manera precoz al médico ante la posibilidad de inicio de un episodio psicótico, actuaciones peligrosas contra otras personas o suicidio.

En lo que a la búsqueda por Internet se refiere, la herramienta recoge datos cuantitativos sobre número de horas de conexión al día -identificando las franjas horarias con mayor uso-, ratio de búsqueda de palabras clave relacionadas con delirios frente a palabras de contenido neutro y tipo de páginas visitadas. En cuanto a redes sociales, detecta el número de personas que agrega al día, likes y posts que comparte y post que publica. Solo se recogen datos cuantitativos,  nunca cualitativos, por el derecho a la intimidad que asiste a todos los pacientes. 

La primera fase del estudio ha consistido en el desarrollo de una extensión informática que puede instalarse y desinstalarse en el ordenador y en el móvil de forma voluntaria, así como en la creación de un diccionario con más de 1.000 palabras clave, relacionadas con ideas delirantes y suicidio. Cuenta las veces que el paciente accede a los buscadores, canales de vídeo y redes sociales más populares, investigando información sobre este tipo de temas. 

La segunda fase es un estudio piloto, que tendrá una duración de seis meses, en el que se analizarán las variables obtenidas a través de la aplicación, enfrentadas con las conseguidas en la evaluación clínica. Para ello, se incluirá en la investigación a 30 pacientes voluntarios, de entre 18 y 45 años, con diagnóstico de esquizofrenia o trastornos relacionados, seguidos por los médicos responsables del Programa de Psicosis del Hospital 12 de Octubre de la Comunidad de Madrid.  

En este periodo se procesarán datos de patrones de uso, palabras clave y otras variables relacionadas con la navegación en la red, detectadas por la extensión desarrollada. Además, se realizarán análisis mensuales por evaluadores clínicos que no conocerán los datos aportados por la aplicación hasta finalizar el estudio y, así, poder establecer una relación entre ellos. 

Internet y Redes Sociales, oportunidad de mejora

El uso de Internet y las redes sociales se presenta aquí como una oportunidad para desarrollar nuevas estrategias de abordaje de la enfermedad, así como de detección e intervención precoz en este tipo de trastornos. En el inicio de un episodio psicótico es cuando se producen una serie de alteraciones en los hábitos de conducta de los pacientes, como aparición de ideas delirantes y alucinaciones, que pueden estar relacionadas con cambios en los patrones de uso de Internet y redes sociales. 

El Hospital 12 de Octubre cuenta con un Programa de Atención a Primeros Episodios Psicóticos, que forma parte del Plan Integral de Atención a la Psicosis e incluye hospitalización, atención ambulatoria sin ingreso y consulta en los centros de salud mental. En esta línea de trabajo, resulta esencial incorporar al tratamiento convencional el uso de nuevas tecnologías, que aporten información añadida y hagan posible la detección precoz de nuevos episodios, prevención de recaídas y difusión de campañas de prevención.