Más de 60 personas acudieron a donar sangre al Infanta Leonor durante la ‘maratón’ de noviembre

http://www.comunidad.madrid/sites/all/themes/drpl/logo.pngComunidad de Madrid
cms-sys-admin

ORGANIZADA EN COLABORACIÓN CON EL CENTRO DE TRANSFUSIÓN

El Hospital Universitario Infanta Leonor celebró el 19 de noviembre una ‘maratón’ de donación de sangre en colaboración con el Centro de Transfusión de la Comunidad de Madrid, bajo el lema ‘Dale vida al otoño’. Un total de 66 personas, entre trabajadores y usuarios del centro, acudieron a la cita para contribuir a mantener las reservas de sangre, si bien el número de donaciones efectivas ascendió a 54.

27 noviembre 2018

Aquellos que no pudieron sumarse a esta convocatoria especial, que se desarrolló de 9 a 21 horas, siempre pueden hacerlo en el horario habitual del punto de donación de sangre de este hospital público madrileño: lunes, miércoles y viernes de 9 a 14 horas, excepto festivos. Los donantes de sangre están exentos de pagar las tres primeras horas de estacionamiento en el aparcamiento cubierto, el situado frente a la entrada principal del edificio.

Se estima que Madrid necesita 900 donaciones al día para cubrir todas las necesidades hospitalarias y mantener las reservas en un estado óptimo. Cualquier persona sana que tenga entre 18 y 65 años de edad y pese más de 50 kilos puede donar sangre.

Es un acto solidario, que dura unos 20 minutos, y seguro, ya que todo el material utilizado es estéril y de un solo uso, y todas las muestras son analizadas. La sangre donada es recogida por el Centro de Transfusión de la Comunidad de Madrid, que la procesa para su posterior distribución a los hospitales.
 
No se puede fabricar ni almacenar indefinidamente, porque caduca, pero las necesidades de sangre en los centros sanitarios son constantes: para intervenciones quirúrgicas, trasplantes, como soporte en tratamientos de quimioterapia y radioterapia, como prevención de sangrado en algunas enfermedades, en complicaciones hemorrágicas, partos, situaciones de urgencia (accidentes, quemados)...

Una vez donada, la sangre se separa en sus tres componentes principales (plasma, plaquetas y glóbulos rojos) para destinar cada uno de ellos a los pacientes en función de sus necesidades. Es decir, una sola donación puede beneficiar a tres personas diferentes.