Reconocida como Buena Práctica un Centro de Salud Mental del Ramón y Cajal

http://www.comunidad.madrid/sites/all/themes/drpl/logo.pngComunidad de Madrid
cms-sys-admin

CONCEDIDO POR EL MINISTERIO DE SANIDAD

El Centro de Salud Mental de Hortaleza perteneciente al Hospital Universitario Ramón y Cajal acaba de ser reconocido por el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud, con un certificado de Buenas Prácticas -BBPP-, en la última convocatoria celebrada recientemente por el trabajo que lleva por título: “Visibilización de la Violencia de Género en consultas sanitarias: un proyecto de Atención Primaria y Salud Mental”.

08 julio 2016

El Centro de Salud Mental de Hortaleza del Hospital Universitario Ramón y Cajal que pertenece al servicio de Psiquiatría dirigido por el Dr. Jerónimo Sáiz ofrece un equipo muy activo y con gran interés en aplicar todas las mejoras para ofrecer una buena calidad de vida a sus pacientes. La experiencia de estas profesionales describe una línea de trabajo realizada en los últimos años con el objetivo de profundizar en el conocimiento y visibilización de la violencia de género en la atención sanitaria.

Trabajo exhaustivo y profundo
El proyecto fue coordinado por las profesionales de Psiquiatría y Psicología Clínica, Cristina Polo Usaola, Marisa López Gironés, Patricia Fernández Martín, Sandra Muñoz Sánchez y Adela San Vicente Cano que además fueron las encargadas de recoger el reconocimiento de Buenas Prácticas.

En este proyecto, los profesionales han utilizado un diseño de encuesta de carácter transversal con un total de 632 mujeres, validada en muestra española incluyendo 26 preguntas para medir violencia física, psicológica y sexual, además del Cuestionario WAST -Woman Abuse Screening Tool-, que consta de dos preguntas y ha sido también validado para su uso como cribado en Atención Primaria. Estas encuestas se han realizado en el servicio de Salud Mental de Hortaleza y en los dos centros de Atención Primaria –Mar Báltico y Monóvar- a mujeres mayores de 18 años que acudían por cualquier motivo al Centro de Salud.

Además, el trabajo se completó con datos sociodemográficos y clínicos. Tras la realización de este estudio se mantuvo una jornada de coordinación con los profesionales de los centros de Atención Primaria donde se presentaron y debatieron los resultados. Posteriormente y para finalizar se realizó una encuesta de evaluación de actuaciones y satisfacción.

Objetivo: prevención y detección precoz
Los resultados del trabajo premiado muestran que un 36,9% de mujeres habían sufrido violencia -psicológica, física y/o sexual- por parte de su pareja o expareja a lo largo de su vida y un 18,1% la habían sufrido en el último año. El test de screening WAST y la evaluación del miedo a la pareja eran instrumentos muy útiles en la detección. También, se observó que la mayoría de profesionales no evaluaban la violencia de género de forma habitual.

Dado el alto porcentaje de violencia de género detectado en consultas sanitarias y la escasez de profesionales que lo evalúan consideraron necesario replantear estrategias que aumenten la capacidad de detectarla y realizar una atención adecuada.

Prueba del buen hacer de los profesionales de este trabajo del centro de Salud Mental de Hortaleza del Hospital Universitario Ramón y Cajal, su reciente reconocimiento incluyéndolo en la relación de Buenas Prácticas del Sistema Nacional de Salud por parte del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud, que premia la actuación sanitaria que llevan a cabo frente a la violencia de género a nivel nacional.