El Hospital Santa Cristina destaca la importancia de la comunicación en Cuidados Paliativos

http://www.comunidad.madrid/sites/all/themes/drpl/logo.pngComunidad de Madrid
cms-sys-admin

POR EL DÍA INTERNACIONAL DE LOS CUIDADOS PALIATIVOS

Los profesionales de la Unidad de Cuidados Paliativos del Hospital Universitario Santa Cristina destacan la importancia de la comunicación para que los pacientes tengan una muerte digna, confortándoles y aliviando sus miedos y sufrimientos. Para lograr este objetivo, se trabaja de una forma integral, tanto con el enfermo, como con su familia. Esta Unidad es de Referencia para toda la Comunidad de Madrid.

http://www.comunidad.madrid/sites/default/files/arbol.jpg1279851Fachada del Hospital Santa Cristina
09 octubre 2015

Los cuidados paliativos tienen como objetivo fundamental aliviar el sufrimiento y mejorar en lo posible la calidad de vida de estos pacientes, y se considera como el cuidado total activo de los pacientes cuya enfermedad no responde a tratamiento curativo. A parte de los cuidados clínicos y para incrementar los niveles de humanización, hay que incidir en la necesidad de la comunicación, que es la herramienta con la que el profesional puede empatizar con el paciente y confortarle, y con la que el propio paciente puede expresar su estado y sus sentimientos.



Por ello, desde la Unidad destacan la importancia de consensuar con los familiares el no establecer pactos de silencio que lleven a no informar al enfermo de su verdadero estado. Así se evita la soledad y el aislamiento de la persona y se fomenta que ésta pueda compartir y verbalizar las cosas que le ayuden a llevar mejor su situación. La comunicación no verbal también es muy importante, ya que con un solo gesto se puede mostrar apoyo y cercanía.



Escuela de Cuidadores

Conscientes de ello, en el Hospital Universitario Santa Cristina se lleva a cabo una comunicación diaria con el paciente, que a parte del plano clínico incida en el terreno de los sentimientos y necesidades inmediatas. Además, se trabaja semanalmente con los familiares por medio de una Escuela de Cuidadores que busca resolver sus dudas y aportar conocimientos sobre la enfermedad, cuidados e higiene que requiera el paciente, si es enviado a casa de nuevo. Tras el ingreso, se establece una reunión con las familias para unificar criterios de lo que se quiere y se va a decir al paciente.



La relación y el apoyo continuo de los más allegados resulta también muy relevante a la hora de mejorar la calidad de vida del paciente en sus últimos momentos, y por ello las 16 habitaciones con las que cuenta el hospital disponen de una cama para el acompañante. Asimismo, durante los cuidados se trata de involucrar al familiar para que participe en los mismos y preste así un apoyo emocional en el día a día.



El diseño de las salas de estar para familiares se ha realizado para que se parezcan al salón de estar de un domicilio convencional. La visita de los niños también está autorizada para estos pacientes y en la sala de estar de familiares se ha dispuesto de una zona de juegos. El trabajo del Hospital con las familias no acaba cuando fallece el paciente. Unos días después, desde la unidad se envía una carta de condolencia, donde se destaca la colaboración de todos los que han participado en el cuidado de los últimos días del enfermo.



Centenares de cartas de agradecimiento

Desde su creación hace cuatro años, la Unidad ha recibido centenares de cartas de agradecimiento de familiares, así como una decena de placas de gratitud para corresponder al trato recibido en Santa Cristina. La Unidad de Cuidados Paliativos es multidisciplinar y está compuesta por dos médicos, cinco enfermeras, una supervisora, seis auxiliares, una psicóloga y dos trabajadoras sociales.