El Hospital de Alcalá investiga cómo prevenir la sordera con fármacos antioxidantes

http://www.comunidad.madrid/sites/all/themes/drpl/logo.pngComunidad de Madrid
cms-sys-admin

ESTOS RESULTADOS INDICAN QUE SON ÚTILES PARA FUTUROS TRATAMIENTOS

El Servicio de Otorrinolaringología del Hospital Príncipe de Asturias de Alcalá ha desarrollado una línea de investigación para lograr prevenir la sordera con la aplicación de fármacos antioxidantes. Este trabajo, en el que también participa el Instituto de Investigaciones Biomédicas Alberto Sols, va enfocado a lograr un tratamiento preventivo, reparador y regenerador de la audición.

09 octubre 2015

La jefa del Servicio de Otorrinolaringología del Hospital Universitario Príncipe de Asturias (HUPA), la Dra. Teresa Rivera, ha liderado esta línea de investigación junto a la profesora Isabel Varela-Nieto, directora de Neurobiología de este Instituto. Varela-Nieto goza de gran prestigio en el ámbito de la investigación básica. Además también forman parte del Ciberer (Centro de investigaciones biomédicas en red de enfermedades raras).

Esta línea de investigación se centra en el tratamiento farmacológico de la sordera neurosensorial, fundamentalmente a nivel de prevención y reparación. Se realiza en animales de experimentación y se basa en la aplicación de tratamientos como fármacos antioxidantes en un modelo experimental de ototoxicidad por medicamentos en ratas, y también de factores de crecimiento, como los inhibidores de TGF beta en un modelo experimental de sordera inducida por ruido en ratones.

En el momento actual no existe un tratamiento farmacológico ni reparador para ninguna de las formas de sordera y solo se dispone de prótesis auditivas e implantes cocleares. Estos trabajos van encaminados al tratamiento preventivo, reparador y regenerador de la audición, mediante terapia farmacológica, genética y de células madre. Los resultados preliminares evidencian que son fármacos útiles, aunque se precisan más estudios para poder corroborar estos resultados.

La investigación llevada a cabo desde el Hospital Universitario Príncipe de Asturias se traslada de la investigación básica a la clínica. La investigación es muy importante en el ámbito clínico, no solo porque, en opinión de la Dra. Rivera, “ofrece una oportunidad para mejorar las expectativas en el ámbito laboral, sino también porque ayuda a mejorar el desarrollo del pensamiento científico, el cual es fundamental en la práctica clínica”.

Impacto de la pérdida auditiva
La magnitud del impacto de la pérdida auditiva en la calidad de vida hace que sea un problema importante en salud pública: 22,5 millones de personas en la Unión Europea sufren problemas auditivos, siendo la presbiacusia una de las formas más frecuentes. El grupo mayor de 60 años ha aumentado notablemente y puede ser el 40% de la población en la segunda década del siglo XXI. La presbiacusia afecta a un 40% aproximadamente de los mayores de 65 años y a un 2-3 por mil de los recién nacidos.