Galardonado el Servicio de Farmacia del Hospital Universitario Ramón y Cajal

http://www.comunidad.madrid/sites/all/themes/drpl/logo.pngComunidad de Madrid
cms-sys-admin

PREMIO A LAS MEJORES INICIATIVAS EN SEGURIDAD DEL PACIENTE

Un proyecto del Servicio de Farmacia del Hospital Universitario Ramón y Cajal dirigido por la doctora Teresa Bermejo Vicedo, ha obtenido el segundo premio en la convocatoria de las Mejores Iniciativas en Seguridad de Paciente, en el que participan instituciones sanitarias y hospitales públicos y privados españoles, durante la celebración del II Seminario Internacional de Seguridad del paciente y Excelencia Clínica, celebrado en la Fundación Jiménez Díaz.

22 junio 2015

De los 85 proyectos presentados a la primera edición del Premio a las mejores iniciativas en seguridad del paciente, concedido por el Grupo IDCSalud-Quirón, el trabajo titulado: Impacto de la implantación de protocolos de tratamiento con medicamentos de alto riesgo en el paciente crítico, presentado por la jefa de Servicio de Farmacia, Teresa Bermejo, como investigadora principal, ha obtenido el segundo premio.

Proyecto de trabajo multidisciplinar
Este premio supone un reconocimiento al trabajo y estudio realizado en el área de la seguridad del paciente, en los que se han visto implicados varios servicios del hospital. Para el desarrollo del proyecto se constituyó un equipo de trabajo multidisciplinar integrado por facultativos del ervicio de Anestesia y Reanimación, Cardiología, Medicina Intensiva, Pediatría, Urgencias, Farmacia y personal de Enfermería especializado en Cuidados Intensivos.

La centralización en el Servicio de Farmacia de la elaboración de las mezclas intravenosas incluidas en los protocolos mencionados ha permitido disminuir la variabilidad en la preparación de la medicación en las unidades de enfermería. Esta estrategia minimiza la manipulación de la medicación, disminuyendo así el riesgo de error y mejorando la calidad asistencial.

Manejo de medicamentos de alto riesgo
El proyecto tenía como objetivo disminuir la variabilidad de la práctica clínica en el hospital, aumentando así la seguridad en la utilización de este tipo de fármacos. Los medicamentos de alto riesgo son objetivo prioritario de las recomendaciones de mejora de la seguridad clínica desarrolladas por organismos expertos en seguridad del paciente, y la estandarización de su utilización se encuentra entre las prácticas que se recomienda implantar en los hospitales de forma prioritaria.

Los protocolos y la centralización de la preparación de las mezclas intravenosas de estos medicamentos en el servicio de Farmacia, también son medidas recomendadas. Los fármacos seleccionados fueron las siguientes drogas vasoactivas: adrenalina, dobutamina, dopamina, nitroglicerina y noradrenalina. Los resultados obtenidos tras esta primera fase demuestran una gran reducción del número de errores de medicación en el proceso de utilización del medicamento, lo que implica una importante mejora en la seguridad clínica del paciente.